Por Nieves Otero.-Juntas suman casi ocho millones de seguidores en Instagram. Allí muestran su trabajo, su familia y sus amores. Aunque están enfrentadas, siempre que una es noticia, la otra también: Pampita y la China Suárez.

En los últimos días un nuevo capítulo se abrió en la eterna (lo parece aunque lleva poco más de tres años nada más) pelea entre ellas luego de que Raquel en Argentina Tierra de Amor y Venganza se tomara una foto con Puli Demaría, amiga de Ardohain y la imagen comenzara a circular en las redes sociales.

Los usuarios trataron de “traidora” a la DJ por fotografiarse con la rival de su amiga. Ella aclaró que había ido a pasar música a la fiesta de ATAV y que Suárez le había pedido tomarse una imagen. La mamá de Rufina y Magnolia, explicó por qué: “A ella se la llamó para ser parte del evento. Vinieron con la mejor por canje, está claro, a cambio de alguna storie y/o mención. El fotógrafo de la fiesta nos pidió una foto para luego subir, ya que yo comencé con la organización de la fiesta junto a Vanesa Bafaro (encargada general de prensa de El Trece y de Pol-Ka)”.

Un posteo de la actriz y de la modelo, inocente o no, puede desencadenar en rumores, peleas y repercusiones de todo tipo. Cualquier cosa que alguna de ellas haga pondrá la lupa en la otra. Sin ir más lejos, hace unas semanas cuando comenzaron a sonar las versiones de crisis entre Suárez y Vicuña, Pampita, recientemente separada de Mariano Balcarce blanqueó su romance con Roberto García Moritán. Como dicen las placas antes del comienzo de una ficción: “Cualquier similitud con la realidad, es pura coincidencia”.

Había una vez…

Hace poco menos de cuatro años Benjamín Vicuña y su actual pareja estaban rodando El hijo rojo cuando Ardohain fue a visitarlo a su motorhome y se encontró “lo peor que una mujer puede ver”, según ella misma dijo en ese momento y aseguró que su pareja -él argumentó que estaban separados- la estaba engañando con su compañera en el film.

Para probar que se trataba de un engaño y que no estaba separada del papá de sus hijos, la jurado del Bailando compartió las imágenes de la cámara de seguridad de su casa en la que se la ve besándose con el actor chileno. El límite entre lo público y lo privada comenzaba a desdibujarse.

Tiempo después y negando el romance la ex Casi Ángeles dijo que ella estaba comiendo una palta (fruta típica chilena) tapada con una manta amarilla (en lenguaje audiovisual el color de la traición) de Nepal y charlando con su compañero cuando la modelo llegó y la agredió físicamente.

Qué pasó realmente en el motorhome solo ellos tres lo saben, pero el tiempo le dio la razón a Pampita y meses después, cerca del estreno del Hilo Rojo, los actores confirmaron su relación y luego fueron convocados a protagonizar otra película, Los padecientes.

El día después

Los protagonistas de la historia rehicieron sus vidas. Vicuña y Suárez fueron papás de Magnolia, de un año y medio y lograron ensamblar la familia con los hijos de él (Bautista, Beltrán y Benicio) y la de ella con Nicolás Cabré (Rufina). Aunque Eugenia confirmó apenas pudo su embarazo, los rumores venían sonando desde hacía tiempo. ¿Qué hacía Pampita mientras? Se mostraba despreocupada, tomando unos días de descanso y relax en Ibiza con Mónaco, posteando fotos de sus vacaciones, por supuesto.

Carolina por su parte tuvo varias relaciones desde que se separó: Nacho Viale, Mariano Balcarce, Roberto García Moritán y Pico Móncaco, con quien más tiempo estuvo y con quien hasta llegó a probar convivir. Las idas y vueltas marcaron su relación con el tenista, entre tantas reconciliaciones, una de las más llamativas fue la que tuvieron en México en el verano del 2018 cuando él fue de “sorpresa” al hotel donde la modelo había sido invitada junto con cuarenta amigos para celebrar sus cuatro décadas.

Después de Pico, llegó Mariano Balcarce y en ese momento comenzó a circular una foto de la China comiendo un alfajor de la marca del apellido del novio de Carolina. Ella dijo que se trataba de una imagen vieja, pero lo cierto es que sus seguidores la volvieron a sacar a la luz para chicanear a la modelo.

Se trataba de uno más de los tantos “guiños” que circularon en las redes entre ellas. Por ejemplo en algún momento Eugenia se sacó una foto de ella con un gorro besando al actor chileno, en la misma pose que la modelo tenía en una foto con Pico. El año pasado, luego de que Suárez subiera una postal de su hija vestida de bailarina, Pampita subió una vieja imagen de ella cuando era chica, muy similar.

Ellas tienen sus carreras muy separadas la una e la otra, lo mismo con sus vidas. Sin embargo, en las redes y en los medios, por más que el tiempo pase, siguen funcionando en espejo y cada vez que una noticia de una de ellas sobresale, la otra también se convierte en titular.

COMENTARIOS

COMENTARIOS

avatar
  Suscribirse  
Notificar de