“Nuestra Confederación (CPC) aún no encontró el espacio de diálogo productivo
que posibilite hallar nuevas oportunidades de trabajo para las pymes del sector”

“Durante décadas observamos cómo las políticas erráticas de obras públicas, cual movimiento browniano, focalizan su interés en obras de dudosa importancia; o bien, luego de un diagnóstico serio, las mismas no revisten el carácter de prioritarias”, afirmó el presidente de la Confederación de Pymes Constructoras, Daniel Mafud.

“Sucede que en los círculos más cercanos al poder de turno, se impulsan decisiones de inversión, que se sustentan en diferentes motivos e intereses, pero que en muchos casos no responden a las necesidades más urgentes de la sociedad”.

“Consecuentemente, estas políticas a muy corto plazo, empiezan a exhibir su incompatibilidad con las demandas sociales, sus inaceptables desviaciones y posterior fracaso”, detalló el titular de la CPC.

“En este escenario, surge la necesidad de contar con instituciones intermedias serias y responsables, capaces de entablar una relación madura con el poder que viabilice una mesa de diálogo genuino; en la cual, a través de la participación de los actores necesarios e imprescindibles, se puedan diseñar planes de corto, medio y largo alcance”.

“En este sentido advertimos, que las mesas convocadas para lograr una foto para prensa, o bien para hacer anuncios grandilocuentes, son innecesarias, superfluas, y generan expectativas que pocas veces se cumplieron”, reclamó Mafud.

“Desde la Confederación de Pymes Constructoras de la República Argentina (CPC) solicitaremos al Presidente electo el pasado 27 de Octubre, Dr. Alberto Fernández, como así también a su futuro gabinete de ministros, una convocatoria formal a trabajar juntos en la idea de diseñar políticas eficaces de obras públicas”, anunció el empresario y dirigente de la construcción.

“Al hablar de eficacia, inmediatamente nos remitimos al concepto de regionalización. Claro está que el diseño de políticas públicas no puede soslayar las profundas asimetrías sociales, económicas y culturales existentes en nuestro país”.

“Si bien nuestra Confederación (CPC) ha participado de todas las reuniones a la que fue invitada, aún no encontró el espacio de diálogo productivo que posibilite encontrar nuevas oportunidades de trabajo para las pymes del sector y por sobre todas las cosas, lograr la sustentabilidad de las mismas”, denunció Mafud.

“La genuina representación de más de 500 empresas constructoras argentinas que agrupan a la gran masa de trabajadores del sector; más aún, la enorme y variada trama industrial asociada a su cadena de valor, pone en evidencia que la CPC emerge como la Institución referente y necesaria a los efectos del trazado de las políticas de obras públicas”, sentenció el presidente de la Confederación de Pymes Constructoras.

COMENTARIOS

avatar
  Suscribirse  
Notificar de