Mientras su sobrino, hijo de Mario Teruel, está detenido con prisión preventiva denunciado por violar a una nena cuando tenía siete años, el integrante de Los Nocheros salió a defender a su propio hijo.

Mientras Marco Lautaro Teruel -hijo de Mario Teruel, el líder del grupo folclórico Los Nocheros– permanece detenido con prisión preventiva en Salta después de que una joven lo denunciara por abuso sexual cuando ella tenía entre siete y ocho años, un nuevo escándalo surgió en la familia de los músicos.

El abogado de una modelo contó que su clienta sufrió acoso por parte de uno de los hijos de Kike Teruel -otro de los integrantes de Los Nocheros, y hermano de Mario- en una fiesta en la casa del músico. El hijo del cantante es menor de edad, motivo por el cual Teleshow reserva su identidad.

La joven denunciante se llama Belén Esper (fotografía), es conductora y modelo, e hizo la denuncia pública en febrero de 2018 a través de su cuenta de Facebook: “Chicas, tengan cuidado y no vayan a las juntadas/afters que hacen en la casa de uno de los hijos de uno de Los Nocheros… Estaba en el baño, tocaron la puerta y cuando salí era él, me agarró de los brazos demasiado fuerte, queriéndome arrastrar a la habitación de al lado, luego al primer piso. No sé de dónde saqué fuerza y logré soltarme cuando uno de mis amigos me vio y fue corriendo a ayudarme… Ojalá a ninguna le pase de nuevo, y que no pase a mayores. Que esta gente no sea impune por tener plata o por tener un apellido importante. No nos callemos más”.

Santiago Pedroza, abogado de Esper, habló este martes en Intrusos y contó detalles de lo que sucedió aquella noche en la casa de Kike Teruel en Tres Cerritos (Salta) y agregó que en su momento la joven no hizo la denuncia en la Comisaría pero que ahora él la está asesorando y está analizando judicializar el caso ya que “tiene pruebas”.

“Ella zafa porque pasa una amiga por el lugar, la arrastra y la lleva, llamaron a la policía. No hubo denuncia. Tal vez haya un informe policial. El hecho existió”, aseveró el abogado.

Al escuchar la versión que contaba Pedroza en televisión, Kike Teruel pidió salir al aire en Intrusos para desmentir los dichos del abogado y dar su versión de los hechos. “Nosotros somos una familia muy linda e intachable”, fue lo primero que aclaró el cantante.

“Cuando esta chica (por Belén Esper) hizo la denuncia, nosotros no le tomamos importancia. Acá se hacían reuniones de amigos y la noche que estuvo esa chica, ella se fue porque nadie la conocía. Mi hijo no sabe quién es ni por quién fue”, agregó Teruel.

“Mi hijo es menor de edad. Nunca hizo nada. El único problema es que tiene un montón de amigos. En esa mescolanza andá a saber qué pasó”, continuó, y destacó que su familia nunca fue mediática. “Si no hubiesen puesto ‘el hijo de uno de Los Nocheros’, la noticia era otra”.

“Mi hermano está destruido. Toda la familia está destruida”, dijo en referencia a lo que está atravesando su familia tras la detención de su sobrino que hoy tiene 27 años. “Nos enteramos por los medios. Pensábamos que era otra cosa. Que no tenía nada que ver y que era algo parecido a lo que le había pasado a mi hijo”, aseguró, y agregó que él sabía que Marco Lautaro Teruel estaba preso pero que su hermano no le había dicho los motivos: “Me enteré cuando salió en todos lados”.

Al mismo tiempo, aclaró que “esto es un hecho aislado de Los Nocheros, pero no aislado a la familia, que está destruida”: “Los Nocheros salimos a cantar porque tenemos compromiso y millones de personas apoyan a la banda”.

Con respecto a la denuncia contra su sobrino, que está detenido, sostuvo que escuchó los audios en los que el joven reconoce el delito: “Él está dispuesto a pagar y Mario también está dispuesto a sufrir las consecuencias de tener un hijo en esas circunstancias”.

“Pero no tiene nada que ver con Los Nocheros. Ahí están especulando con un montón de cosas. Salí a hablar porque no podía tolerar la mentira y la desinformación que están diciendo. Lautaro no es ningún preso VIP, está preso como cualquiera. Los Teruel no tenemos el poder que dicen que tenemos en Salta”, concluyó Kike Teruel.

COMENTARIOS