Así se expresó el presidente de la Confederación de Pymes Constructoras Daniel Mafud. “En una gestión que cuenta con escasos recursos, la elección de prioridades reviste vital importancia. Las decisiones vinculadas a la aplicación de recursos deben ser fruto de un consenso entre referentes políticos, sociales, económicos y culturales”, reclamó el titular de la CPC.

“No alcanza con buenas intenciones. La realidad imperante es compleja y la falta de consideración de alguno de estos aspectos en la toma de decisiones tendrá un impacto inmediato en el crecimiento de la pobreza”, detalló el dirigente y empresario de la construcción.

“El consenso posibilitará y facilitará, además, la implementación de las políticas públicas definidas en el desarrollo de la gestión de gobierno. La experiencia vivida en nuestro país en los últimos años debe ser capitalizada en este sentido. Es de esperar que quienes asuman la responsabilidad de conducir políticamente nuestro país, traten de rescatar aquellos cimientos firmes, aquellas bases sólidas y eviten descartar todo y empezar de nuevo”, expresó Mafud.

“En este aspecto, es necesario poner en evidencia la recuperación del INDEC. En el proceso de internacionalización del Instituto iniciado el 2016 se comenzó a trabajar en el marco de las estadísticas sociales propuestas por la OCDE (Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico). Esto significa que el INDEC dejó de ser un productor disperso de estadísticas sociales, sino que las mismas se llevan adelante en un marco conceptual moderno e internacionalmente aceptado”, solicitó el Presidente de la CPC.

“Rescatar estos valores, nos permitirá desarrollarnos sobre bases firmes y sostener el crecimiento. Un diagnóstico serio de la situación, apoyado en estadísticas confiables y el consenso de actores protagónicos de la actividad social, económica y cultural argentina, nos conducirán a la correcta elección de prioridades de inversión”, sentenció Daniel Mafud.

COMENTARIOS

avatar
  Suscribirse  
Notificar de