Christina Burton compartió las fotos sus labios luego de haberse aplicado un relleno para engrosarlos, sus amigos y familiares se rieron. Pensaban que las imágenes estaban trucadas y que les había puesto un filtro.

Cuando ella les advirtió de que las fotos eran reales y que su cara estaba tal cual la veían, una amiga entró en shock y vomitó. No era para menos. Burton tenía los labios “como de salchicha” y parecían a punto de explotarle, tan solo 45 minutos después de que una esteticista a domicilio le aplicara una inyección para “engrosar sus labios”, publicó el diario británico Daily Mail.

Te puede interesar:

La gran luz del túnel al momento de la muerte

Cuando la esteticista se retiró del domicilio de Burton en la localidad de Wythenshawe, sur de Manchester, los labios de esta madre inglesa de 29 años comenzaron a hincharse más allá de lo común. Era la quinta vez que se inyectaba y ahora había pagado por el trabajo la cifra de £ 75 (unos 4.500 pesos al cambio oficial).

Horas más tarde, cuando se le cerró la garganta y ya no podía respirar, Burton llamó al 999, el sistema de emergencias británico.

Había sido víctima de una reacción alérgica y ahora estaba internada en el hospital local, donde le suministraron oxígeno y un cóctel de medicamentos.

Te puede interesar:

15 mitos falsos sobre el sueño

La esteticista le había asegurado que la hinchazón era normal, pero ella sabía que no: “tan pronto como me pusieron la crema para adormecer, supe que algo no estaba bien. Mis labios estaban hormigueando”.

“Me miré en el espejo y vi que mis labios estaban hinchados, mi garganta estaba adormecida y empecé a esforzarme por tragar. Parecían salchichas sobre mi cara. Pensé que iban a explotar, el dolor era irreal”, contó Burton.

“Intenté tomar antihistamínicos y analgésicos para ayudar con la hinchazón y tuve una paleta de hielo para mantenerlos frescos, pero simplemente se salieron de control”.

Cuando la ambulancia llegó, los médicos le aplicaron esteroides, antiinflamatorios y antibióticos, y la trasladaron al hospital, donde pasó toda la noche.

Te puede interesar:

Un bebé nació dos meses después de su hermano gemelo

“Las enfermeras del hospital no podían creer cuán hinchados tenía mis labios. Fue espantoso”.

Apenas logró recuperarse, Burton comenzó a compartir imágenes de su terrible experiencia para alertar sobre los riesgos de los rellenos dérmicos.

“Estoy compartiendo mi historia con la esperanza de que las personas sean conscientes de que las reacciones alérgicas pueden sucederle a cualquiera”, contó.

Burton cree que fue la crema adormecedora lo que causó su reacción alérgica, pero desde el Daily Mail aseguraron que los rellenos dérmicos pueden causar infecciones e hinchazón dolorosa si no se los aplica correctamente.

Comentarios