Christine Lagarde advirtió que las tensiones entre EEUU y China son una “amenaza” para la economía mundial.

La titular del FMI mostró su pesimismo con respecto al estado de las negociaciones entre las dos principales economías del mundo

La directora gerente del FMI, Christine Lagarde, advirtió este martes que las tensiones comerciales entre China y Estados Unidos son una “amenaza para la economía mundial” y lamentó que los recientes “rumores y tuits” no sean favorables a un acuerdo.

“Está claro que las tensiones entre Estados Unidos y China son una amenaza para la economía mundial”, declaró la directora del FMI a la prensa tras su intervención en el Foro de París sobre el endeudamiento de los países en desarrollo.

“Teníamos la impresión de que esta amenaza se estaba desdibujando, que las relaciones mejoraban y que íbamos hacia un acuerdo” entre Beijing y Washington, afirmó.

“Esperamos que seguirá siendo el caso pero hoy los rumores, los tuits y los comentarios no son muy favorables”, añadió la responsable del Fondo Monetario Internacional (FMI), en clara alusión a los mensajes publicados por Donald Trump.

Para Lagarde, es “imperativo” que esas tensiones “se resuelvan de forma satisfactoria para todo el mundo”. Según consideró la ejecutiva, hay que proceder a la “reducción o la eliminación de esas tensiones” y adoptar “un marco jurídico y reglamentario” por el que las empresas sepan las reglas tarifarias y no tarifarias con las que van a desarrollar su actividad.

China y Estados Unidos retomarán sus complejas negociaciones comerciales este semana en Washington. El negociador chino Liu He visitará el jueves y el viernes la capital estadounidense, anunció el martes el ministro chino de Comercio.

La celebración de estas negociaciones era incierta tras el anuncio de Trump el domingo de aumentar los aranceles a productos chinos de importación por valor de 200.000 millones de dólares a partir del 10 de mayo.

Comentarios