Más noticias

Afirman que Anahí Benítez fue enterrada viva
Lo dijo el abogado de Marcos Bazán, el único detenido en la causa. El letrado afirmó que, según los peritos forenses, las lesiones en el cuerpo de la joven de 15 años no eran suficientes como para haber causado la muerte. Se sospecha que la adolescente fue enterrada después de haber perdido el conocimiento.
 
Pasan los días. Todavía hay un detenido y el misterio sobre la muerte de Anahí Benítez se hace cada vez más profundo. Incluso, con el pasar de los días, aparecen nuevas hipótesis y datos sobre el crimen de la joven de 15 años. Así, el abogado del apresado Marcos Bazán aseguró que, de acuerdo con la autopsia, la adolescente presentó signos de haber sido enterrada viva en el parque Santa Catalina.
 
Lucio de la Rosa, el abogado defensor de Bazán, confirmó que al momento del hallazgo del cadáver, Benítez presentaba tierra dentro de su boca, por lo que se estima que fue enterrada inconsciente y falleció luego.
 
"La autopsia dijo que la víctima tuvo pérdida de conocimiento y que producto de tierra que le pudieron encontrar en la boca, se puede determinar que pudo morir por asfixia en el momento que fue enterrada", afirmó De la Rosa ante diversos medios.
 
"La valoración médico legal hecha por el forense es que las lesiones que tenía no eran lo suficientemente contundentes como para ocasionar la muerte", añadió.
 
De acuerdo con la información vertida en los últimos días, se supo que Anahí Benítez fue golpeada en su cabeza con un objeto contundente de imprevisto y por sorpresa. Ese traumatismo le provocó la pérdida de conocimiento.
 
Luego, el cuerpo presentaba una contusión en uno de sus pómulos y ya no había signos de violencia en el resto del cuerpo. Así, se confirmó que la adolescente falleció por asfixia producto de un sofocamiento.
 
Bazán comenzó a declarar durante la jornada del lunes y dijo no conocer a Anahí Benítez. Se mostró participativo durante toda la indagatoria llevada a cabo por las fiscales Verónica Pérez y Fabiola Juanatey y hasta abrió la posibilidad de un tercer sujeto en la escena del crimen.
 
Según el abogado, Bazán aseguró haber visto a un hombre encapuchado en las inmediaciones de su casilla durante la tarde del domingo. La humilde cabaña se ubica a solo 300 metros del lugar donde fue hallado el cuerpo.
 
Además, Bazán pidió que se investigue a todos los empleados de la estación Santa Catalina del Ferrocarril Roca que trabajaron entre el sábado y el domingo.
 
En la jornada de hoy se espera que la novia de Bazán también preste declaración y se presente para una extracción de sangre, con el fin de definir si la ropa encontrada en la casilla por un perro especializado pertenecía a ella o a Benítez.
 
Según informó Bazán, solo cinco personas tenían acceso a la casilla que fue allanada dentro de la reserva natural: el propio detenido, su madre, su novia y dos amigos. De hecho, uno de ellos también declaró el lunes y su testimonio coincidió con el del único sospechoso.

Comentarios

PáginaShow

  • 1